Limpiar una plancha es algo que nos servirá en muchas ocasiones, las cuales se pueden resumir en algunas situaciones en las cuales la plancha se nos ha quemado por alguna razón.

Por ejemplo, imagínate que nos hemos dejado la ropa en la plancha con ella encendida, hemos salido un momento a dar una vuelta y al volver a casa, vemos como la ropa tiene como un humo de que se ha quemado.

Al llegar aquí,no sólo vamos a poder ver cómo se nos ha quemado toda la ropa que teníamos, sino que también vamos a poder ver cómo se ha quemado la superficie de la plancha, algo que nos hará entrar en pánico.

Este artículo seguro que lo encuentras interesante: Cómo Descalcificar una Plancha

La plancha quemada se pondrá de un color negro quemado, haciendo que no sólo sea antiestético, sino que la plancha pierda eficacia. Una plancha para que funcione correctamente tiene que tener la superficie plana, ya que si abulta por algún lado, ya no podrás planchar correctamente.

Seguro que has tratado de quitar la mancha con todo lo que tenías, sin embargo,no lo has podido conseguir porque la mancha aparentemente no sale con nada.

Sin embargo, no todo está perdido, ya que hoy te vamos a ofrecer una serie de consejos paso a paso, en los cuales vas a aprender cómo puedes limpiar una quemadura de una plancha fácilmente.

Instrucciones para limpiar la plancha

  1. Limpiar con sal y limón:
    La primera manera que vamos a tener para limpiar nuestra plancha y dejarla como el primer día, es la de limpiar la plancha con sal y limón, un método que funciona bastante bien. Lo que tenemos que hacer en este método, es usar un poco de sal y un poco de limón juntos dentro de un paño, el cual vas a pasar por la plancha para quitar la quemadura. El efecto por el cual esta mezcla funciona es porque la sal y el limón trabajan juntos para eliminar la quemadura. En primer lugar, el limón es un ácido potente que hará disolverse la quemadura y en segundo lugar, la sal tratará de pulir la quemadura, ya que los granos de sal rascarán la superficie y la pulirán.
  2. Limpiar con detergente y lavavajillas:
    Los dos productos más potentes a la hora de quitar manchas y de limpiar una plancha son el detergente y el lavavajillas. Ambos productos se caracterizan por tener mucha potencia, es decir, porque tienen un ph más ácido que el de otros jabones. Por este motivo, estos dos productos de limpieza nos van a servir para limpiar la quemadura, ya que si los juntamos, van a limpiar la superficie de la plancha a las mil maravillas. El ácido de ambos actuará contra la mancha, dejando la plancha como nueva. Además su poder antimanchas hará que los restos que queden de la misma también desaparezcan, por este motivo, este es un buen método para poder limpiar todas las manchas de una plancha fácilmente.
  3. Limpiar con vinagre:
    El vinagre es de esos productos de limpieza que sirven muy bien, el cual aunque no sea un producto de limpieza propiamente dicho, es un compuesto que limpia casi todo. La razón es que como viene del vino, es un producto extremadamente ácido, llevándose todo a su paso y dejando la mancha completamente limpia. La forma de hacerlo es aplicar vinagre sobre  un paño húmedo, el cual después vamos a aplicar sobre la superficie de la plancha. Vamos a ver rápidamente como el vinagre hace efecto, logrando así eliminar completamente las manchas de quemaduras que teníamos antes.
  4. Limpiar con cera:
    El siguiente paso que vamos a dar para poder limpiar la plancha, es el de limpiar con cera. La cera caliente es un método que sirve para limpiar superficies muy complicadas, ya que es como si estuviéramos depilando la zona, ya que al quitar la cera, se llevará consigo el resto de suciedad. Lo que tenemos que hacer en este caso,es coger cera que tengamos por casa, la cual puede venir de una vela o de algún objeto como un mini babydell, aplicar un poco de cera en la quemadura y quemar para que se pegue. Una vez se enfríe, debemos de pegar un tirón fuerte, como si estuviéramos depilando a alguien. Veremos como la quemadura se ha despegado, habiendo logrado así nuestro objetivo.
  5. Pulir el metal:
    El último método que vamos a usar y el más complejo de todos, es el de usar un pulidor de metales. Muchas veces la superficie de la quemadura parece insalvable y por mucho que hayamos hecho para arregarlo, no vamos a poder hacerlo, ya que se ha quemado demasiada superficie. Lo que vamos a hacer es usar algún producto pulidor de metales,el cual junto con un estropajo de hilo vamos a aplicar sobre la plancha y a frotar. Al hacer esto, vamos a desgastar un poco la superficie de metal de la plancha, logrando así eliminar completamente la quemadura.
¿Te ha gustado?
72 usuarios han opinado y a un 83,33% le ha gustado.