Hay muchos tipos de planchas para planchar la ropa, tal vez las más frecuentes sean las de base recubiertas por teflón.

A veces hay dudas con este material, con el teflón. Hay que decir, que el teflón se les llama a los productos que tienen una capa recubierta que son antiadherentes. Es un material de plástico, pero suficientemente resistente al calor y las grandes temperaturas para no deshacerse. Teflón como tal (la palabra en sí) es una marca. ¿Cómo limpiar entonces, una plancha de este material (teflón)?

Instrucciones para limpiar la plancha de teflon

  1. Utiliza la sal. Muy útil para las manchas más grandes y resistentes. Coge un puñado de sal y échalo encima de un trapo o bien de unas hojas de papel de diario o toalla. Coge la plancha y pásala por encima. Como si estuvieras planchando una prenda de ropa. Ve mirando si las manchas de la plancha van desapareciendo. Insiste un poco si no se van. A continuación, cuando la plancha esté fría y ya la hayas desenchufado, límpiala con un trapo un poco humedecido. Esto sería sólo como caso en el que todo lo demás no te funcione. ¿Por qué? Pues porque el teflón es un material bastante delicado en cuanto a los arañazos y la sal con el roce, pues ralla.
  2. Otro de los ingredientes que siempre están en casa y concretamente, en la cocina, son el vinagre, el limón y el bicarbonato. Todos ellos tienen un alto poder anti desgrasante y no será complicado poder limpiar la base del teflón. Realiza una mezcla con todos los ingredientes: mezcla el vinagre, el limón y un poquito de bicarbonato sódico. Remueve y cuando hayas obtenido una mezcla que no sea líquida sino como una pasta, cubre con ella las zonas que quieres limpiar. Deja que actúe unos minutos. Después limpia con un trapo.
  3. Puedes limpiar la suciedad de la plancha con muchos ingredientes que seguramente, tendrás en casa. Ingredientes tan comunes como: la sal, dentífrico, el vinagre, jabón de la ropa, bicarbonato, etc. Seguro que si no tienes uno de estos ingredientes tendrás otro…Asegúrate de que la plancha está desenchufada y no quema.
  4. Una de las costumbres que tendrías que tener es vaciar o mantener vacío tras el planchado, la cubeta del agua. De esta manera evitarás que se desparrame líquido, que se estropee la plancha o que se termine oxidando la base del teflón o incluso se cree cal. También sería adecuado que, tras su uso con vapor, se seque la base de la plancha. Así evitamos males mayores.
  5. Ideas que en casos de que no sirve nada de lo anterior, puedes probar como último recurso, no es lo ideal, pero puede servir. Los limpiadores de los hornos (Que se encuentran en los supermercados) pueden utilizarse para que eliminen el óxido/quemados. Se impregna la plancha con el producto, se deja actuar varios minutos y luego se retira perfectamente.

¿Que necesitas para limpiar la plancha de teflon?

Como última alternativa, que no menos útil por ello, están los productos específicos que venden en los centros comerciales. Un producto que sea apto para limpiar el teflón sin que éste se desprenda ni termine por estropearse la plancha.

Si el teflón se salta o se rompe, la plancha dejará de planchar adecuadamente y tus prendas de ropa podrían estropearse y quemarse. Así que siempre, hay que intentar evitar que el teflón se estropee o se queme. Siempre es mejor esto a tener que gastarse dinero y comprar una plancha nueva.

Importante también, si la plancha dispone de opción de vapor, que la a la hora de utilizar el agua para el planchado, se utilice agua destilada. Así evitaremos que se produzca a la larga la maldita cal (que tantos estragos causa). Es económica y la venden en cualquier supermercado. La otra opción, la más económica si no quieres gastarte dinero, está en hacerla tu mismo/a. De este modo, retrasarás al máximo el tener que descalcificar la plancha.

¿Cómo hacer agua destilada en casa? Hay dos opciones.
La primera sería la de calentar el agua. Cuando ésta haya hervido, deja que repose y se enfríe. Ya tendrías el agua destilada. Otra opción, es la de coger una botella y llenarla de agua. La metes dentro del congelador y deja que el agua se congele. Cuando la quieten del congelador, deja que vuelva a su estado inicial (liquido) y esa agua ya es destilada.

Consejos para limpiar la plancha de teflon

Por último el truco siempre es el más simple. La prevención.

  • Empieza limpiando el teflón con un paño suave e impregnado con un poco de jabón de ropa o también prueba con el jabón de lavavajillas. Frota un poco y seca.
  • Otro método, tal vez sea algo más agresivo por sus componentes. Pero es efectivo. Coge la pasta dentífrica. Coloca un poco sobre las manchas del teflón y déjalo actuar entre quince y media hora. Tras este tiempo, coge una bayeta o trapo, insiste un poco frotando y retíralo bien.
  • Coge agua y vinagre. Ponlo al fuego y cuando esté caliente, coge un trapo y frota con esta mezcla sobre las manchas de la plancha. Es más agresiva la mezcla, pero suele surgir efecto.
  • Importante siempre, controlar bien las temperaturas de la plancha. No solamente para no quemar las prendas de ropa, sino también, para que la plancha dure en perfectas condiciones el máximo tiempo posible.

En grandes superficies y tiendas especializadas, venden productos de limpieza específicos para poder limpiar el teflón una vez que se ha quemado o bien, para prevenir y poder cuidarlo. Son como “grasas” que ayudan a que este material, no se raye (en caso de estar ya rayado no vaya a más), este engrasado sin cal, óxido ni problemas mayores.

 

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.