Cómo quitar gotelé

El gotelé es una forma de decoración usada desde hace hace años para adornar tanto el techo de una casa como cualquier pared que se deseara destacar. Se realiza usando una pintura especial o yeso para el dibujo. Si tienes una pared con gotelé, tal vez no sea de tu estilo o ya te cansaste y quieres probar una decoración diferente. Para que logres hacerlo, te explicamos Cómo quitar gotelé.

El gotelé consiste en resaltar un muro con pintura en relieve. Se puede hacer con los colores que se quieran, y dejar la pared lisa o con alguna decoración. Pero lo más característico es que la pared se queda como con unas gotas, y de ahí su nombre, porque la pintura se dispara a la pared dejando gotas que forman el relieve.

En dicha forma de decoración, se pueden usar múltiples instrumentos de pintura, entre los que se destacan:

  • Pistola de aire.
  • Paint zoom.
  • Rodillo especial para gotelé.
  • Tirolesa.
  • El movimiento de la mano del pintor.

Al final lo que se obtiene es un dibujo en una pared o techo de manera corrugada, que queda en ella y que puede ser cambiada de color siempre que se quiera, sin necesidad de tener que volver a realizar la técnica con el uso de los productos especiales para ello. Puedes repintar una pared con gotelé simplemente pasando pintura encima sin tener que aplicar la técnica por segunda vez. El lío surge cuando lo que quieres hacer es quitar el gotelé.

¿Que necesitas para quitar gotelé?

como-quitar-gotele

  • Profundidad del relieve.
  • Forma del muro.
  • Composición de la pintura.
  • Agarre al muro.
  • Superficie de la pared.
  • Forma a usar.
  • Rugosidad.
  • Herramientas a usar.

Instrucciones para quitar gotelé

El gotelé consiste en una forma de pintar la casa, dejando una superficie con dibujos y formas, cuya calidad y resultado va a depender de la mano del pintor o de quienes están a cargo de realizar el trabajo. Es una técnica atractiva y llamativa para decorar los muros de cualquier espacio.

como-quitar-gotele

El relieve logrado en la pared va a depender de varios factores, entre los que se cuenta el uso de materiales que sean de calidad y la profesionalidad de la mano de obra del experto usando esta técnica especializada con un acabado profesional.

Pintar con gotelé

  1. El gotelé esconde cualquier forma que ha quedado en un muro. Es una solución estética porque permite dejar la pared uniforme y tapar imperfectos. Decora a la par que tapa.
  2. El gotelé es una técnica para pintar y decorar paredes que resulta económica, porque es decorativa en sí y no necesita de elementos extras para vestir esa pared.
  3. Asimismo esta forma de decoración logra esconder manchas, arañazos y  las grietas que han quedado de las filtraciones y las manchas del agua, moho o cualquier suciedad que, eso sí, previamente ya debes haber eliminado antes de proceder a la pintura.
  4. Para aplicar el gotelé, primero debes quitar cualquier tipo de filtración. Porque si no lo haces, tu trabajo se estropeará. Tendrás que arreglar la pared y volver a pintar, con la consiguiente pérdida de tiempo, esfuerzo y dinero.
  5. Bien aplicado, el gotelé es fantástico para cualquier espacio, porque combina bien con cualquier estilo decorativo.

Sin embargo, las personas en la actualidad prefieren colocar una pared sin ningún tipo de corrugado porque les ofrece múltiples ventajas, entre las que se encuentran las siguientes:

  1. Pueden colocar papel tapiz.
  2. Hacen uso del vinilo con distintos motivos.
  3. Es más fácil de limpiar.
  4. Solo se tapa defectos con pintura.
  5. La pintura se ve bien y a un mismo color.

Por eso hay quienes desean eliminar el gotelé de sus paredes para cambiar el estilo y la pintura. No hay problema, porque el gotelé tiene formas de eliminarse.

Pero deberá quitarse bien y de manera total en la pared antes de aplicar nueva pintura. Hay que trabajar sobre la pared para dejarla totalmente lisa.

Quitar el gotelé, limpiar la pared y aplicarle un nuevo estilo decorativo puede llevar tiempo, dinero y esfuerzo. Sin embargo al final se tendrá un resultado excelente con los mejores acabados, tanto que no te importará el trabajo que da quitar el gotelé.

Lo importante a tomar en cuenta es cómo prefieres tener tu casa, si con adornos y paredes con estilos diferentes con motivos, formas o dibujos o, por el contrario, unas paredes lisas, austeras y con colorido para colocar diferentes tipos de accesorios.

Para quitar el gotelé que tengas en cualquier espacio de tu hogar, sea piso o casa, o tal vez en tu oficina, puedes optar por métodos diferentes. En cualquier caso, tienes que seguir una serie de pasos para que quede bien el resultado. Así que comienza con:

  1. Lo primero a tomar en cuenta es ver qué tipo de pintura ha sido usada en el gotelé para escoger una opción fácil o saber si necesitas recurrir a un remedio un poco más difícil. En cualquier caso, no te preocupes, porque hay solución.
  2. Esto lo puedes averiguar con agua y un paño humedecido. Haz la prueba y, si el agua es adsorbida o resbala, sabrás que la la pintura que tiene tu pared es a base de agua o pintura plástica.
  3. El siguiente paso a seguir, después de haberte cerciorado de que la pintura tiene su base en agua, es tomar un cubo con agua y una esponja, rodillo o paño con el cual humedecer el gotelé.
  4. Deberás pasar el paño y humedecer toda la pared.
  5. Después de esto, debes ir arrancando el gotelé con ayuda de cualquier herramienta con punta plana, pero hazlo poco a poco. E insiste hasta no dejar trozo alguno en la pared.
  6. Es importante tomar en cuenta que la pared de fondo debe ser limpiada también después de quitado el gotelé para que no haya defectos que afeen la nueva imagen de la pared cuando la pintes de nuevo.
  7. Tapa cualquier hueco o ranura de filtraciones para evitar que se vea imperfecta. Puedes usar cemento, masilla, yeso o pegamento profesional.
  8. Dejar que todo se seque sin problemas. Y una vez seco, pasa a lijar las partes que has arreglado y vigila que no quede ningún grumo o sobresaliente, de modo que toda la superficie quede lisa.
  9. Después de esto puedes usar lo que desees para decorar tu pared, ya sea vinilo, pintura, dibujos o quizás un papel tapiz divertido.

A la hora de quitar el gotelé de pintura plástica, el proceso se vuelve un poco más tedioso, pero cuentas con dos formas para lograrlo. Una de ellas quizás sea más trabajosa, pero al final se hace sin problemas para que arregles tus paredes con profesionalidad.

  1. En la primera forma debes quitar lo que sobresale a la estructura. Esto se hace con la finalidad de colocar cualquier tipo de elemento que deje la superficie lisa y, después de esto, lijar todo para después colocar algún tipo de decoración que desees.
  2. Lo del lijado de la pared debe hacerse de manera perfecta, ya que muchas veces suelen quedar huecos u otros defectos que no logran coger la pintura y suelen descamarse por allí o que se note en el vinilo o papel tapiz. Esto se verá feo.
  3. Trata de dejarlo liso. Si no logras retirarlo por completo, insiste, ya que la pintura plástica suele quedar pegada y bien sostenida, teniendo que rapar para quitar cualquier protuberancia alisándola para luego colocar el otro material y pasar pintura o colocar lo que desees.
  4. Recuerda que debe quedar perfectamente lisa y hay que lijar toda la superficie después de colocada la masilla y que ésta se haya secado.
  5. La otra forma de quitar el gotelé, consiste en quitar toda la pintura plástica con una espátula delgada en la punta para desconchar poco a poco toda la superficie, siendo un poco más engorroso el trabajo pero al igual que el anterior método, el resultado queda bastante bien.
  6. De una u otra forma las paredes deben tener un acabado liso y perfecto, ya sea que quieras pintar o colocar cualquier dibujo, pues así no tendrás problemas a la hora de la decoración dejando la pared limpia y lisa.

Los materiales de trabajo que vas a necesitar para comenzar a quitar el gotelé son los siguientes:

  1. Cinta.
  2. Papel para cubrir muebles y accesorios.
  3. Ropa acorde al trabajo a realizar.
  4. Mascarilla protectora.
  5. Gafas de bricolaje.
  6. Espátula.
  7. Tobo.
  8. Esponja, rodillo o brocha.
  9. Las herramientas de trabajo son las ideales para evitar que te llenes de polvo o inhales partículas del mismo, ya que este tipo de material es bastante sucio y mancha cualquier superficie mientras quieres eliminarlo, así que debes tener cuidado con esto.
  10. Si no cuentas con la información adecuada, te faltan las herramientas o los materiales o no tienes claras las ideas acerca de cómo hacer el trabajo tú mismo, intenta buscar una empresa experta con buenas referencias que haga un trabajo profesional y no tengas que preocuparte por nada.
  11. Recuerda, un trabajo no es difícil si tienes un conocimiento de lo que vas a realizar, por tanto no debes hacerlo si no tienes una idea de cómo comenzar; así que busca información, pregunta, ve videos y podrás tener unas nociones básicas.
  12. Asimismo la pared a la cual vas a quitar el gotelé quedará lisa y lista para arreglar, pintar y cambiarle el aspecto al espacio que quieras.
  13. Quitar el gotelé no es fácil, pero no permitas que la pereza se adueñe de ti y te impida tener tu casa con el estilo que te gustaría y un aspecto renovado.

Consejos para quitar gotelé

  • Cuida cada superficie del espacio a quitar el gotelé para evitar ensuciar, manchar o quizás perder alguno de los accesorios.
  • Pinta la pared como más te guste.
  • Si hay papel o algún elemento en la pared, quita el papel de la pared y déjala limpia antes de aplicar el gotelé de nuevo o la decoración que quieras.
¿Te ha gustado?

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.