Cómo poner parches para la ropa

Las prendas de vestir se pueden reutilizar. Y no solo esto, sino que incluso se han estado heredando por generaciones. Cierto que hay tejidos que son peores que otros, pero aunque no quieras que tus hijos hereden, si tan solo quieres prolongar al máximo la vida útil de tus prendas de vestir, un recurso estupendo es colocarles paches. Te enseñamos cómo poner parches para la ropa.

Puedes escoger entre dos tipos de parches para la ropa, los autoadhesivos o los parches que van cosidos. Te enseñamos a usar ambas técnicas.

¿Que necesitas para poner parches para la ropa?

¿Qué necesitas para pegar parches autoadhesivos?

como-poner-parches-para-la-ropa3

  • Prenda: blusa, pantalón, mochila. Puedes personalizar la prenda que desees.
  • Parches autoadhesivos
  • Trozo de tela blanca y de algodón
  • Plancha
  • Mesa de planchar
  • Aguja e hilo
  • Tiza de modistería o creyón.

¿Qué necesitas para poner parches cosidos?

  • Prenda
  • Parche
  • Aguja
  • Hilo
  • Tijera
  • Alfileres o imperdibles

Instrucciones para poner parches para la ropa

Parches Autoadhesivos

¿Deseas decorar tu ropa? ¿Colocarle un motivo colorido que la haga lucir moderna, adaptarla a un look o acorde a la ocasión? Un parche es una opción rápida, divertida y original, pues los hay de diferentes tamaños, colores y diseños.

como-poner-parches-para-la-ropa2

Es que los parches son muy variados, los consigues en las mercerías y puedes utilizarlos para decorar la ropa o reutilizar una prenda rota. Además los hay autoadhesivos o para coserlos; pero en cualquiera de sus formas, te permitirán mostrar tu creatividad y darle a cada prenda un toque personal.

Así que a continuación veremos las dos formas de pegar parches a la ropa. Tú decide cual te va mejor.

A continuación describiremos de forma sencilla los 10 pasos para pegar parches adhesivos, los cuales pueden ser agregados a telas de mezclilla y algodón. Puedes revisar la prenda, pues en la parte de la etiqueta, encontrarás una marca que dice si puedes plancharla o no.

Instrucciones para poner parches autoadhesivos

  1. Selecciona el parche de tu preferencia, revisa que el pegamento que tiene en la parte trasera, se encuentre intacto. Si está deteriorado, no pegará adecuadamente.
  2. Precalentar la plancha a 110°C. Esta plancha no debe tener vapor.
  3. Mide el lugar exacto en el cual deseas que quede el parche. Una tiza de modistería o un creyón de color contrastante, te servirá para marcar el punto justo en el que deseas quede el parche decorativo. Esto es muy importante, pues luego no podrás modificar la ubicación.
  4. Si vas a colocar letras, recuerdas colocarlas de forma simétrica. Si cada letra es un parche, deberás medir de manera precisa y marcar los lugares en los cuales deben quedar.
  5. Ya tienes la prenda lista para pegar tu parche autoadhesivo, colócala en la mesa de planchar.
  6. Coloca el parche sobre la tela (en el lugar que marcaste previamente) de tal forma que hagan contacto.
  7. Sobre la prenda y el parche, colocarás la tela de algodón. Esto se hace con la finalidad que el calor de la plancha no deteriore el parche.
  8. Ahora podrás proceder a planchar la superficie donde se encuentra el parche. Para esto debes colocar la plancha sobre el área y presionar con todas tus fuerzas durante unos 15 segundos. Es decir no deslizarás como de costumbre. Es necesaria la presión, para que el parche se adhiera adecuadamente. De esta manera lo fijarás permanentemente a la prenda.
  9. Una vez levantes la prenda, podrás ver que el parche está perfectamente adherido a esta.
  10. Espera unos minutos a que desaparezca el calor de la plancha. Ahora podrás lucir la misma prenda, pero con nueva apariencia.

Parches Cosidos

Estos son de gran ayuda para ocultar rotos, por lo que en vez de lucir unas feas puntadas, puedes mostrar una hermosa figura. También resultan excelentes para decorar las mochilas de los niños, así puedes agregar sus personajes favoritos y personalizar sus prendas, con un parche resistente e ideal para quienes realizan actividades más fuertes, así como para aquellas prendas que debemos lavar constantemente.

Puedes hacer tu parche totalmente artesano, y conseguir tus propias creaciones para personalizar el parche y, con él, tus prendas favoritas para que queden de lo más especial.

Instrucciones para poner parches cosidos

  1. Selecciona el parche que deseas colocar.
  2. Busca un hilo del color del borde del parche a pegar. Si usas un color más oscuro, incluso quedará más chulo, porque estarás creando contrastes fuertes de tonalidad de colores. También puedes utilizar hilo transparente.
  3. Si la prenda no ha sido utilizada nunca, es preferible que la laves y la planches, de esta manera la dejarás totalmente lisa y evitarás que se acumule lanilla alrededor del parche.
  4. Si es una prenda ya utilizada, igual deberás plancharla, para que al colocar el parche, este luzca liso y sin protuberancias.
  5. Llegó la hora de buscar el lugar de la prenda en el que deseas lucir tu parche, así que explora bien el espacio con el que cuentas y si vas a colocar uno solo o varios parches.
  6. Sujétalo en el lugar exacto que lo deseas, para esta labor utilizarás los imperdibles.
  7. Ahora corta un trozo de hilo, este puede ser de unos 50 cm. Que el hilo no sea muy largo, en primer lugar porque puede enredarse y toda tu obra maestra se irá a la basura teniendo que empezar otra vez. Y, además, porque los remates si se ven, quedan feos.
  8. Si no tienes experiencia cociendo, es posible que enhebrar la aguja se torne en una tarea fastidiosa, así que puedes utilizar una herramienta para enhebrarla o mojar el hilo con saliva y unir bien la punta con las yemas de tus dedos.
  9. Procede a hacer un nudo en el extremo del hilo, esto es para que pueda quedarse en la tela y comenzar a coser.
  10. Ahora pasa la aguja por el parche, en la parte que quedará pegada con la tela, esto para que el nudo quede oculto, cuidando que la costura comience en el borde.
  11. Al retornar, lo harás justo al lado de la puntada que acabas de pasar, esto es para que no quede muy visible, así crearás solo un pequeño punto, que será casi imperceptible a la vista.
  12. Esta vez la aguja debe atravesar el parche y la tela, para retornar el hilo a la parte de arriba del parche, puedes hacer la puntada más larga de unos 6 mm; de esta manera verás el avance en la costura, mientras observas que la parte de arriba es fina, la parte invisible si va quedando más larga es decir la parte de adentro de la tela a la que estás uniendo el parche.
  13. Ahora repetirás la operación de hacer puntadas rectas hasta llegar al extremo en el cual comenzaste a coser.
  14. Esta vez irás a la parte donde han quedado las puntadas largas, es decir debajo de la tela, allí pasarás el hilo 2 veces alrededor de la aguja, halarás para apretar. A esto se le llama remate, y evitará que la costura se afloje y se suelte el parche.
  15. Con la tijera, corta el hilo con mucho cuidado.
  16. Observa como quedó tu parche. Es hora de lucirlo.

Consejos para poner parches para la ropa

  • Al seleccionar la tela, recuerda que aquellas como la seda y el poliéster, no soportan altas temperaturas
  • Al pegar parches adhesivos, puedes agregar unas puntadas con aguja e hilo, esto si no conoces la calidad del pegamento, así le darás mayor soporte a la figura sobre la prenda y harás que sea más duradero.
  • Recuerda que el color del hilo debe ser igual al del borde del parche.
  • Ten presente apagar la plancha cuando no la estés utilizando.
  • Para coser en telas gruesas, puedes utilizar un dedal, así cuidarás tus dedos.
  • Los parches para coser, también los fijan con cinta adhesiva de modistería o grapas.

Solo con un poco de cuidado podrás lucir diseños preciosos. Y podrás ahorrar en casa alargando la utilidad de la ropa de toda la familia.

¿Te ha gustado?

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.