Muchas personas odian planchar la ropa, principalmente porque no saben cómo hacerlo. Es tan frustrante intentar planchar un pantalón por un lado y descubrir que lo has arrugado por el otro, que simplemente hemos dejado esta faena a las madres, las abuelas y las tintorerías.

Si estás cansado de que tus pantalones luzcan como salidos de una botella; ya no sufras más, ni pases tanta vergüenza. Continúa leyendo este post y aprenderás la técnica para planchar un pantalón, sin ser un experto y en muy poco tiempo.

La imagen que proyecta un pantalón arrugado deja mucho que pensar del que lo está utilizando; por eso, planchar un pantalón no es un tema de amas de casa solamente, sino que se trata de autoimagen, autoestima, independencia e incluso estilo profesional.

Si eres soltero y vives solo, seguramente no tienes mucha experiencia en este ámbito; pero no es de preocupar, incluso muchos casados relegan esta labor a sus esposas por años, y el día que les toca hacerlo ellos mismos, se vuelven un desastre. Lo importante es tener la disposición para hacerlo y seguir paso a paso las instrucciones que te daremos a continuación.

Planchar en familia

Es frecuente presenciar en los hogares discusiones entre hermanos por no querer planchar la ropa. Por lo general, son las madres las que cargan con esta tediosa tarea, que por tener que hacerlo ellas solas, terminan horas frente a la mesa de planchar, muy agotadas; pero esto no tiene por qué ser así.

Tomate un tiempo para reflexionar y considerar a tu madre, tu esposa o tu abuela; y decídete a aprender a planchar tus propios pantalones, para que la carga de tus seres queridos sea más equitativa en el hogar. Así, también aprenderás a ser mucho más independiente y podrás mantener una buena imagen al salir de casa.

A quién no le ha pasado que luego de lavar la ropa se acumula toda desordenada en el armario, en la cama o en el sofá. Luego, cuando necesitamos una prenda, escarbamos como locos entre ese mar de tela para sacar nuestro pantalón favorito. Entonces, nos damos cuenta de que las arrugas en los pantalones verdaderamente lucen horribles.

Planchar la ropa puede resultar bastante difícil para algunas personas; incluso peligroso. Sin embargo, te demostraremos que tomando las medidas de seguridad necesarias es más fácil de lo que pensabas.

A continuación, te presentamos algunas técnicas y consejos para planchar un pantalón. Verás cómo luego de leer este post, planchar pantalones ya no será una pesadilla, porque será una actividad tan sencilla que simplemente empezarás a practicar en casa inmediatamente. Incluso, llegarás a ser tan experto como tu abuela, planchando ropa frente a la televisión, escuchando música o conversando.

Ahora, podrás relajarte un rato y compartir con tu esposa mientras tú planchas la ropa y ella toma un café. Demostrándole que compartes la carga familiar con ella en todo sentido. Incluso, si estás solo, puedes tomar esta actividad para relajarte mirando por la ventana y notarás cómo se te pasa el tiempo volando.

¡Vamos a ello!

Instrucciones para planchar un pantalón

  1. Comienza colocando el pantalón del revés. Si es un pantalón vaquero, este paso no es necesario.
  2. Primero, alisa la pretina del pantalón y los contiguos a ella, introduciendo la punta de la plancha con cuidado de no hacer dobleces con los bolsillos.
  3. Para sacarle filo a un pantalón con pinzas, estíralo de costado; verificando que el dobles concuerde con la pinza en cada pierna.
  4. Inicia planchando de las piernas desde la entrepierna. Para ello, levanta con cuidado una de las botas del pantalón para planchar el que quede sobre la mesa. Seguidamente, volteas el pantalón y repites el procedimiento en la otra pierna.
  5. Después, plancha las botas con sumo cuidado, haciendo presión con firmeza.
  6. Por último, solo debes voltear el pantalón y colocarlo en una percha en tu vestidor para que no vuelva a arrugarse.
  7. Algunas veces, cuando la tela es muy fina, es recomendable que luego de voltear la prenda, le des otra pasada rápida con la plancha para marcar bien el filo del pantalón.

pantalón

¿Que necesitas para planchar un pantalón?

  • Una plancha.
  • Una mesa de planchar.
  • Un pantalón.
  • Perchas y colgadero.
  • Lugar fresco para realizar la faena.
  • Paciencia.
  • Agua para el vapor.
  • Tela de algodón para evitar brillos en algunas telas.

pantalón

Consejos para planchar un pantalón

  1. Primero que todo, prepara el lugar de la casa donde te dispondrás a planchar.
  2. Aunque parezca insignificante, este primer paso es muy importante, porque debes tomar en cuenta que el espacio sea adecuado para que quede bien ubicada la mesa de planchar.
  3. Además, debes tener un lugar específico para colgar el pantalón o los pantalones ya planchados para que no vuelvan a arrugarse.
  4. Debe contar con un tomacorriente cerca, para que puedas conectar la plancha,
  5. Además, debe elegir un cuarto fresco o con un ventanal, porque planchar da calor y podrías sofocarte.
  6. Luego de verificar todo lo anterior, debes instalar la mesa de planchar, regulando su altura para que se te haga más cómoda la faena.
  7. Algunas personas, cuando ya tienen suficiente práctica, planchan la ropa sentadas (sobre todo si tienen muchas prendas que planchar); sin embargo, como eres novato te recomendamos hacerlo de pie para que visualices mejor la prenda y tengas mayor dominio de la plancha.
  8. Posteriormente, según el tipo de plancha que utilices, debes proceder a llenar con agua el depósito correspondiente para producir el vapor.
  9. Después de esto, es que debes conectar la plancha al tomacorriente para que se empiece a calentar; hacerlo antes puede ser peligroso, si la plancha tiene alguna falla eléctrica.
  10. Asegúrate bien de colocar la plancha en posición vertical cuando no la utilices; nunca sobre la mesa y menos sobre el pantalón, porque podrías quemarlo.
  11. Según el tipo de tela, si no quieres tener brillo en tu pantalón de vestir, puedes utilizar una tela de algodón para poder cubrirlo mientras lo planchas.
  12. Por el contrario, si te encantan los pantalones con brillo, utiliza la plancha directamente con pasadas rápidas y firmes.
  13. pantalón
  14. Recuerda que hoy en día se confeccionan pantalones casi con cualquier tipo de tela. Para cada tipo de tela en particular existe una temperatura específica para plancharlas sin causarles daño.
  15. Por esta razón, debes fijarte en la etiqueta del pantalón donde generalmente se especifica esta información, para que ajustes la temperatura de la plancha de forma apropiada.
  16. Generalmente, se utiliza un nivel bajo de temperatura para los pantalones confeccionados en rayón, seda, lana, acetato o similares. No son muy comunes estos textiles en pantalones de vestir, pero sí es pantalones casuales, playeros, pijamas o disfrace.
  17. En cuanto a los pantalones confeccionados con seda o rayón, necesitarás plancharlos del revés y sostener bien la prenda para evitar dobladuras. Para los elaborados con lana o similares, evita que queden muy apelmazadas, planchando con una tela de por medio.
  18. Si necesitas planchar un pantalón de polyester o algodón, humedécelo un poco antes e plancharlo. De esta manera, protegerás el tejido, porque necesitaras una temperatura alta para desaparecer las arrugas más difíciles.
  19. Algunas planchas tienen un sistema automático para humedecer ligeramente la ropa, bien sea con gotas de agua o con vapor.
  20. Para comenzar a planchar, asegúrate de que la plancha esté suficientemente caliente.
  21. Para verificar esto, revisa que esté encendida una lucecita roja o verde, la cual indica que ha alcanzado la temperatura indicada.
  22. La plancha, no debe tardar más de cinco minutos en alcanzar la temperatura que necesitas. Si tarda poco más, debes llevarla a un técnico para que revise que todo está en orden. Recuerda que un electrodoméstico defectuoso es muy peligroso.
  23. Ten paciencia, no comiences a planchar antes del tiempo requerido, pues no conseguirás quitar las arrugas de tu pantalón.
  24. Algunos pantalones tienen adornos con encajes o bordados sintéticos, debes tener mucho cuidado de no dejar mucho tiempo la plancha en ellos porque pueden dañarse con facilidad.
  25. Al ubicar el pantalón sobre la tabla, fíjate que no hallan dobladillos o arrugas por donde pasarás la plancha o arrugarás más la prenda de lo que estaba.
  26. Los vaqueros, como son de tela gruesa, puedes plancharlos fácilmente a doble capa, alisando las dos caras de las piernas y botas de una sola vez
¿Te ha gustado?
2 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.