El decoupage es una técnica utilizada en el mundo de la decoración mediante la cual podemos pegar una servilleta o tela impresa sobre distintas superficies, a fin de que estas (velas, platos, cajas…) luzcan el motivo impreso. El resultado pretende ser de pintura a mano.

Esta técnica se cataloga como una manualidad ya que precisa de acciones como recortar, colocar, recolocar o barnizar. Además, el decoupage se trabaja con material propio de manualidades y su fin es meramente decorativo.

¿Que necesitas para hacer decoupage?

  • Cola de decoupage o barniz compatible con la superficie a tratar.
  • Pintura látex.
  • Medium de transferencia de fotos.
  • Témperas.
  • Motivos impresos que nos gusten (servilletas, telas o fotos).
  • Superficie a decorar (en general, telas -bolsas, banderas-, madera -cajitas, cajoneras- y vidrio -platos,
  • ceniceros, fuentes-).
  • Tijeras.
  • Brocha pequeña o pincel plano. Cómo hacer deoupage
  • Trapo.

Instrucciones para hacer decoupage

Aunque dependendo de los materiales que usemos, las técnicas pueden variar, en general debemos:

  1. Lavar o limpiar la superficie a decorar.
  2. Limpiar la zona donde vayamos a trabajar.
  3. Así mismo, debemos protegerla para prevenir que se manche o estropee.
  4. Reúne los útiles de trabajo a utilizar. Así evitaremos dejar algún paso a medias, con los inconvenientes que ello pueda ocasionar.
  5. Recorta la imagen que desees plasmar. Si es una servilleta, separa la primera capa.
  6. Para superficies metálicas y aglomeradas debemos aplicar una capa de pintura látex para que la imagen se adhiera mejor. Para ello, y para los mediums y el barniz, usaremos pequeñas brochas planas (una por material).
  7. Aplica el medium para la superficie correspondiente en la zona donde queremos plasmar la imagen.
  8. Coloca la imagen ciudadosamente. Si realizamos decoupage en vidrio, recuerda que la imagen se pegará por la cara trasera del vidrio ya que este es trasparente.Cómo hacer deoupage
  9. Elimina posibles burbujas o arrugas apretando suavemente la imagen, del centro a los bordes.
  10. Aplica otra cada de medium, del centro a los bordes, encima de la imagen.
  11. Dejamos secar varias otras. Es importante que el medium esté COMPLETAMENTE SECO.
  12. El acabado dependerá de la superficie a trabajar. Si es un vidrio podeoms dar una capa de témpera para que el objeto quede colorido. Si es una tela, la plancharemos. Si es madera o cualquier otra superficie dura, daremos barniz, transparente o no (según el resultado que queramos obtener).

Consejos para hacer decoupage

  • Ten en cuenta que los productos resultantes no se pueden lavar a menudo, fuertemente ni en lavadora. Por ello, debemos seleccionar aquellas telas que permiten un suave lavado a mano cada mucho tiempo (tapetes, banderas, etc.).
  • El decoupage con fotos es un poco más complicado. Antes de meterte de lleno, prueba con las servilletas sobre vidrio, después sobre madera, más tarde empieza a transferir motivos de tela, y cuando domines la técnica prueba con las fotos.
  • Busca un lugar iluminado para llevar a cabo esta práctica (y cualquier manualidad). Así, evitaremos que nuestra vista se resienta.
  • En el caso de las servilletas, cómpralas de buena calidad. Evitaremos que se rompan y nos facilitarán la adhesión, obteniendo un resultado final muy bueno.Cómo hacer deoupage
  • Si vas a decorar superficies con dos caras (bolsas), a la hora de aplicar el medium textil, mete un separador de por medio para que la cara trasera no se manche.
  • Si al tratar el objeto decorado la imagen se despega, hemos de dar otra capa de medium, si no, nuestra obra acabará destrozándose.
  • Es muy importante mantener limpios tus pinceles o brochas. Si dejamos que el barniz o el medium se sequen, los pinceles y brochas quedarán rígidos e inservibles (pueden rasgar el papel o rayar la madera si los usamos en ese estado).
  • Aprende a utilizar el barniz. Puedes dar efectos muy chulos a tus reacciones utilizando un único tipo de barniz. Depende de con qué lo apliques, el número de capas que des, el color… Es un material con muchísimas posibilidades.
  • No pretendas decorar objetos muy funcionales ya que, aunque los resultados son visualmente muy estimulantes y agradables, lo cierto es que pierden calidad con cada uso hasta terminar estropeándose.
  • Por este motivo, revisa y repara tus creaciones.
  • Lo bueno de esta técnica es que es reversible para vidrio, metal y aglomerado. Si te arrepientes puedes deshacerlo todo y crear un motivo completamente nuevo.
  • Trabaja con un trapo cerca para eliminar excesos y manchas inoportunas, de lo contrario podríamos tardar demasiado en eliminarlas e incluso derramar más producto levantándonos a buscar algo con lo que limpiar.
¿Te ha gustado?
9 usuarios han opinado y a un 88,89% le ha gustado.