El alcohol isopropílico es un tipo de alcohol muy utilizado a la hora de limpiar todo tipo de componentes en el hogar y en los vehículos, debido principalmente a la gran eficacia limpiando todo tipo de superficie.

Éste tipo de alcohol es ideal para la limpieza de todo tipo de superficie, ya que lo quita absolutamente todo, siendo muy superior a los productos de limpieza convencionales y siendo el mejor tipo de alcohol para la limpieza de ciertas superficies.

Éste tipo de producto tiene muchísimos usos, casi todos relacionados con la limpieza y el orden, dando muy buen resultado en todos, sin embargo, como en todo en éste vida, se debe saber utilizar correctamente, ya que como todo producto químico, podría ser peligroso o ineficaz en las manos equivocadas.

Además, la limpieza con alcohol isopropílico requiere de una técnica, la cual es variable dependiendo del producto que queramos limpiar, por todo ello, existen variaciones en la limpieza con éste tipo de alcohol y debemos conocerlas todas para poder realizar la limpieza de la manera más correcta posible.

Nosotros desde doncomos.com te ofrecemos paso a paso una guía sobre cómo usar alcohol isopropílico, así como todos los usos que tiene éste tipo especial de alcohol tan conocido en la electrónica.

¿Que necesitas para usar alcohol isopropilico?

  • Un paño.
  • Agua.
  • Alcohol isopropílico.

Instrucciones para usar alcohol isopropilico

  1. Limpieza de productos electrónicos:
    El primer uso que tenemos del alcohol isopropílico es el de la limpieza de todo tipo de productos electrónicos e informáticos como pueden ser las lentes, los CDs, las placas base, las pantallas y otros elementos informáticos. El alcohol isopropílico es capaz de eliminar la suciedad y restos de muchos componentes sin dañarlos, algo que hacen muy pocos componentes. La aplicación es simple, simplemente debemos pasar un paño mojado con alcohol isopropílico sobre la superficie que queramos limpiar, siendo ideal por ejemplo a la hora de limpiar un microprocesador informático la pasta térmica seca antes de colocar nueva pasta térmica al mismo. Una vez esté puesto, el alcohol se evaporará el solo en cuestión de minutos y ya podremos usar el componente otra vez sin ninguna clase de riesgo.
    Alcohol isopropilico: Cómo usar alcohol isopropilico
  2. Limpiar paredes, persianas y baldosas:
    Muchas veces tenemos niños pequeños en casa y les da por pintar la pared, otras veces tenemos restos de moho y humedad en nuestras persianas, los cuáles no hemos conseguido quitar de ninguna manera y otras veces tenemos restos de suciedad en las baldosas del baño, no lográndolas quitar con nuestro limpiador habitual. La solución se llama alcohol isopropílico, el cual sirve para las tres situaciones, ya que es capaz de limpiar incluso la tinta de los rotuladores permanentes, limpia el moho y limpia por supuesto todo tipo de suciedad. Para usarlo, lo haremos sobre un paño húmedo, pudiéndolo mezclar con otro producto de limpieza específico para esa zona por el tema del olor y las bacterias. Aplica fuerte sobre la superficie sin miedo y el alcohol destruirá la suciedad fácilmente.
    Alcohol isopropilico: Cómo usar alcohol isopropilico
  3. Limpiar espejos: 
    El siguiente uso milagroso de éste tipo de alcohol es la limpieza de superficies reflectantes de vidrio o cristal como espejos o lunas, las cuáles pueden tener suciedad bastante difícil de quitar como las heces de paloma en la luna del coche, restos de suciedad en el espejo del baño o un retrovisor lleno de suciedad. El alcohol isopropílico , mezclado con limpiacristales y detergente, es un producto milagroso para limpiar ventanas, comprobado por mi en muchas ocasiones.
    Alcohol isopropilico: Cómo usar alcohol isopropilico
  4. Limpiar metal:
    Cuando tenemos metal en casa, a veces queda muy sucio debido al uso y cuesta bastante recuperar su brillo natural. Ésto suele ocurrir con las pinzas de depilarse, las tijeras de manualidades y otros elementos de metal. El alcohol isopropílico también servirá muy bien en éste caso, ya que es capaz de eliminar toda la suciedad acumulada en la superficie metálica y de devolverle el brillo que ha perdido fácilmente.
    Alcohol isopropilico: Cómo usar alcohol isopropilico

Consejos para usar alcohol isopropilico

  • Es tóxico: El alcohol isopropílico es un producto altamente tóxico, a un nivel similar que el alcohol de las heridas y siendo muy superior al alcohol que se toma en los bares. Por lo tanto debemos evitar ingerirlo a toda costa, ya que podríamos sufrir una intoxicación que nos puede causar incluso la muerte si la cantidad ingerida es ligeramente grande. También aléjalo de los más pequeños de la casa, los cuáles tienden a probar todo para experimentar, si no quieres lamentar males mayores.
  • Es inflamable: El alcohol isopropílico es altamente inflamable, ya que fácilmente es capaz de comenzar a arder. Por ello, cuando usemos alcohol isopropílico para limpiar componentes electrónicos, éstos deben estar desconectados de la corriente eléctrica y suficientemente fríos, debiendo esperar unos minutos a la hora de volver a conectarlos para que se evapore completamente.
¿Te ha gustado?
651 usuarios han opinado y a un 96,93% le ha gustado.